Menu

Sistemas de control para eventos audiovisuales, un básico

4 mayo, 2017 - Empresas

En muchos casos, cuando buscamos alquiler de material audiovisual para nuestro próximo evento, solemos centrarnos más en los aspectos físicos, la escenografía o los recursos audiovisuales que vamos a necesitar para llamar la atención.

 

No obstante, existe un elemento de máxima importancia (audiovisualmente hablando), con el que debemos contar si queremos que esa planificación que llevamos haciendo durante meses se realice con éxito y no aparezcan imprevistos a última hora.

Hablamos de los sistemas de control audiovisuales.

 

¿Qué es un sistema de control?

 

Es un medio que nos permite combinar y gestionar las diferentes fuentes de contenido audiovisual, unificarlas en una única producción o crear realizaciones multi-pantalla y así, conseguir resultados óptimos. Es como un director de orquesta que dirige todos los equipos de una sala en una única interfaz.

 

Imagínate que tienes 10 cámaras de vídeo repartidas por todo el espacio y se necesita un efecto visual concreto en todos ellos. ¿Se gestionan de manera individual o hay un sistema detrás con el que pueda controlarse todo? En efecto, los sistemas de control son ese componente con el que podemos gestionar varios recursos desde un único lugar.  Es decir, los efectos visuales que queramos transmitir a diferentes dispositivos (cambios o transiciones de imágenes, entradas de vídeo, integrar logos…) ahora pueden hacerse de forma conjunta.

 

Sistema Dataton Watchout

 

Es uno de los softwares más conocidos para gestionar multi-pantallas de manera fácil a intuitiva.

 

Desde este sistema se pueden dirigir diferentes proyectores que funcionen de forma simultánea. Simplemente, mediante una línea de tiempo para realizar el show, y enviando diferentes órdenes (en forma de archivo) al equipo audiovisual con el que trabajamos, Watchout consigue presentaciones espectaculares.

 

Utiliza una resolución máxima y proporciona una imagen de calidad, además de permitirnos ajustar las imágenes a las dimensiones de los diferentes formatos, así como poder mezclar diferentes pesos de píxeles y no apreciar ningún tipo de corte en pantalla.

 

Sin duda, es un buen sistema que nos facilita la tarea laboriosa de configurar, gestionar y tener todo el equipo audiovisual bajo control.

 

Existen también otros sistemas de producción audiovisual como el Ventuz o el Kshow, siendo este último compatible con vídeos de 4K.

Imagen: dataton.com

 

¿Qué posibilidades ofrecen?

 

Aunque cada software presenta unas características concretas, la mayoría ofrecen varios tipos de técnicas, más allá de la multi-pantalla.

 

El warping nos ayuda a ajustar la imagen en los formatos y superficies que utilizamos para proyectarlas y nos corrige irregularidades, además de proporcionarnos diferentes enfoques y perspectivas.

 

El blending o edge-blending es una técnica con la que combinamos las imágenes de proyectores distintos, creando así una imagen única con mucha más calidad, tanto en definición como en iluminación.

 

Por últimol el Picture in Picture es una técnica con la que podemos ver una imagen en pantalla completa, mientras que otra imagen aparece en una ventana más pequeña. Aunque parezca un tipo de pantalla partida, en realidad, ofrece mucha más libertad, y crear buenas composiciones y resultados audiovisuales impactantes.

 

En definitiva, los sistemas de control resultan un equipo audiovisual indispensable ya que además de las posibilidades creativas que ofrecen nos facilitan la gestión del equipo audiovisual.